viernes, 25 de mayo de 2012

La Religión de la Ciencia - NCAHF y sus Secuelas I

En la serie que empieza en este artículo, se analizaba el documento NCAHF sobre homeopatía. Esto es relevante por que una gran cantidad de personas interesadas en el tema homeopático toman como verdad fiel los puntos de vista expresado en ese documento, mientras que otros tantos los "extienden" y "amplían" para lograr un efecto aún mayor en el público poco conocedor.

En este artículo se analizará la fenomenología que rodea al documento NCAHF, repasando a la fuente, los traductores y los difusores principales.


I - La Fuente

Como se puede ver en la serie sobre el documento NCAHF, su organización origen enfoca el tema en forma básicamente panfletaria. No hay seriedad en cuanto al contenido o revisión por parte de un ente calificado que detecte errores.

El absoluto desinterés por el rigor, combinado con una ignorancia del tema sobre el que se pretende emitir una opinión autorizada ( recuérdese la sentencia de la Corte de Apelaciones de California ), hace que se presenten casos como decir que las potencias homeopáticas son diluciones decimales pero al mismo tiempo mencionar diluciones centesimales ( punto I ) o inventar axiomas homeopáticos a modo como que la sucusión duplica la dilución ( punto III ).

El enfoque panfletario conduce a que se afirmen supuestas violaciones de principios físicos y químicos sin soporte ni explicación. Y así, se dice que la homeopatía viola la curva dosis - respuesta sin siquiera explicar cómo o dónde la viola, mucho menos presentando una idea de cómo funciona ese principio ( punto V ).

El documento hace uso extensivo del doble rasero, concediendo en base a un principio cuando es a favor, y denegando en base a lo mismo cuando es en contra. Por ejemplo, admitiendo que la filosofía es secundaria al efecto real pero luego usando las ideas filosóficas de Hahnemann como "prueba" de que su terapéutica no puede ser correcta ( punto VI ).

Es muy obvio que un documento enseña mucho más que los simples puntos analizados o esgrimidos. Un documento que pretende ser referencia de personas con poco conocimiento, enseña también formas de ver las cosas, de relacionar elementos, de investigar, de argumentar y de analizar.

El resultado de NCAHF y su documento es que no sólo genera una gran desinformación sobre el tema homeopático, sino que crea una escuela con una terrible concepción de lo que es la ciencia y cómo entenderla, efecto que se vé en sus seguidores y se analizará a continuación.


II - Los Traductores

Si el documento origen está seriamente viciado, los traductores contribuyen a aumentar el problema. No sólo no corrigen o cuando menos señalan los problemas obvios en el documento, sino que introducen nuevas deformaciones y mentiras por razones oscuras.

Digo oscuras por que los "errores" resultan coincidentes con las versiones panfletarias de la homeopatía que se ven en los sitios seudo-escépticos, y parece haber un nulo interés por corregirlos.

Por ejemplo, a 35 días ( y contando ) de haber sido puesto en conocimiento de los errores, Javier Garduño, el traductor de esta versión castellana, no ha corregido uno solo de los errores, ni siquiera los estrictamente idiomáticos. No contento con ello, el traductor borra los comentarios donde se le cuestiona sobre su posición respecto del documento a la luz de los señalamientos que él mismo pidió:

"No estoy al tanto de las supuestas falsedades que mencionas. Si es así y tienes referencias, me gustaría conocerlas."

Como ya se explicó ( punto II ), el traductor inventa un mínimo de diluciones que no existe en el documento original. Esto resulta sospechosamente coherente con la práctica de muchos seudo-divulgadores de insistir en que la homeopatía no tiene sustancia activa, planteamiento que se ve reforzado si se "eliminan" las diluciones homeopáticas que quedan por dentro de Avogadro con un límite mínimo alto, como se detalla en este artículo. Todo ello en contra del texto original, que además aclara más adelante

"(no todas las diluciones exceden el número de Avogadro)"

El traductor también deforma la intención aparente del texto original ( punto VII ) para hacer creer que una frase favorable a la homeopatía se trata de una ironía y así mantener vigente el otro argumento fundamental de la anti-homeopatía hispanoparlante: que absolutamente ningún estudio serio valida la homeopatía.

El traductor incluso llega a niveles kafkianos:

" JAMÁS he dicho que el documento del NCAFH es cierto (al 100%). Eso quedo establecido desde la respuesta a la pregunta que está en el blog. Ahí está un ejemplo de su tergiversación."

Cuando se ve confrontado con la falsedad de los argumentos seudo-escépticos, el traductor prefiere admitir que contribuye conscientemente en la difusión de  documentos falsos y/o tendenciosos, a reconocer la falsedad de los dogmas presentados y discutir desde una base racional.

Y claro, ante el señalamiento, la falsedad es la de los otros.
 
Otro caso: un administrador del sitio con la otra traducción castellana del documento NCAHF conocida por mí, dice:

"Estimado, solo tradujimos el artículo desde la fuente indicada al principio. No pierda el “norte” de lo que dice y demuestra el ensayo: La homeopatía es solo agua. Solo bastan dos dedos de frente para entenderlo. Descalificar la medicina oficial (que es sometida a constante revisión) no cambiará ese hecho."

a pesar de que el documento traducido afirma, como ya se citó arriba:

"(no todas las diluciones exceden el número de Avogadro)"

¿Cómo es que los traductores no saben qué dice el artículo que ellos tradujeron?

¿Porqué es que todos los expertos en el documento NCAHF ( asumiendo que deberían serlo si lo tradujeron ) cometen el mismo "error"?

Es muy obvio que si NCAHF no tuvo interés en la exactitud y rigurosidad de su documento, los traductores siguen la misma escuela y ni siquiera hacen intentos por simular un mínimo de rigor o seriedad, a pesar de ostentarse como aficionados a la ciencia, con un interés por combatir la charlatanería a través de un pensamiento escéptico ( justamente igual que NCAHF ).


III - Los Difusores de Primer Nivel

Ante esta evidencia, es imposible pensar en considerar ( ya no digamos difundir ) este documento como verdad científica sobre la homeopatía.

El conocido divulgador Martín Bonfil dice en este artículo:

"Escribir sobre seudociencias médicas como la homeopatía (o la acupuntura, o tantas otras) es una de las labores más ingratas para un divulgador científico. Inmediatamente llueven los ataques indignados de quienes creen en la efectividad de estas “terapias alternativas”. Y sin embargo, hay datos certeros para calificarlas de fraudes, y razones poderosas para combatirlas."

Como puede comprobarse, los datos certeros son justamente la primera traducción castellana referida del documento NCAHF.

Para Bonfil, el recomendar el documento no es óbice para decir:

"Los homeópatas, que venden la idea falsa de que diluyendo una sustancia hasta que no quede una sola molécula presente pueden potenciarse sus efectos"

donde nuevamente vemos el intento de abonar a la desinformación común de que en general, la homeopatía no tiene sustancia activa, a pesar de que, como se citó arriba, el documento NCAHF aclara ( aunque sea en un rincón y en voz baja ) que esto no es cierto.

Y la pretensión científica tampoco le impide publicar esta imagen panfletaria de descalificación de la tesis de la memoria del agua.

¿Porqué alguien que pretende ser científico y que cree que es importante combatir la seudo-ciencia, recurre a semejante fuente para hacer esa labor?

¿Hay alguna relación causa - efecto entre la filosofía y métodos de la fuente ( NCAHF ) y los de Bonfil cuando ( como se narra en este artículo ) calumnia a un prestigioso científico muerto hace ocho años, todo para mantener la agenda de descalificación de la homeopatía?

Otro promotor de la visión de NCAHF es la Wikipedia en español. Y "casualmente", usa exactamente los mismos puntos de Bonfil: la calumnia a Jacques Benveniste y la mofa de la tesis de la memoria del agua:

"En 1988, un científico francés que trabajaba en el instituto INSERM afirmó haber descubierto que las diluciones altas de sustancias en el agua dejaban una "memoria", proveyendo así una base racional a la ley de los infinitesimales de la homeopatía. Sus hallazgos se publicaron en una revista científica, pero los resultados eran poco creíbles y el trabajo había sido financiado por un fabricante de medicamentos homeopáticos (Nature, 1988). Las investigaciones posteriores, incluidas las de James Randi, descubrieron que la investigación se había llevado de un modo inapropiado. El escándalo tuvo como resultado la suspensión del científico por fraude premeditado."

Quien haya leído este artículo, sabe que ni Randi probó algo ni Benveniste fué despedido por fraude, mucho menos premeditado.

"Se ha criticado científicamente la falta de consistencia lógica de la supuesta "memoria" del agua, que afirma que el agua de algún modo «recuerda» las propiedades químicas de las moléculas que alguna vez estuvieron en contacto con ella; señalando que el agua "pura" que los propios homeópatas usan estuvo anteriormente en contacto con otros componentes, como residuos químicos, orina, metales radiactivos y venenos varios, que consecuentemente debieron dejar recuerdo en el agua según dicha teoría."

Parece que absolutamnente todos los seudo-escépticos están absolutamente convencidos que la memoria atribuída al agua debe ser absolutamente permanente y superar cualquier transformación física y química, aunque nunca lo declaren explícitamente, mucho menos lo fundamenten. Pero la Wikipedia afirma que la crítica es científica.


Conclusión

La nefasta influencia de NCAHF y su documento se extienden mucho más allá de la simple repetición de falsedades. El verdadero daño es la perversión del concepto de ciencia y fundamentación de los argumentos, según se enseña al público interesado.

Y los entes más reputados, que deberían ayudar a esclarecer las cosas y educar al público, contribuyen aún más al problema y a la desinformación facciosa, perpetuando en la mente del público la idea de que deformar la verdad e inventar cosas es parte de "la ciencia"

5 comentarios:

  1. Sobre la Wikipedia es sorprendente el grado de desinformación al que llega tanto la versión inglesa como la española. Es curioso como en de esta versión se inflan los datos con referncias que solo aporten el punto de vista seudoescéptico. Por ejemplo en el artículo de la wikipedia si se pone la referencia del comentario semanal de Randi:

    ↑ Comentario semanal de James Randi 18.01.2002

    Pero jamas se pone lo que dijo Benveniste. ¿Para que verdad, si según la convicción seudoescéptica se trata de un timo? Pues no, esto es lo que suele hacer la llamada historia oficial, aunque ya seria mucho llamar historia o pseudohistoria a lo que hacen los seudoescépticos. De cualquier forma seria relevante desmitificar las ideas de Benveniste, hoy traigo la parte final de uno de sus comentarios aparecido en Nature y que lo seudo escéptico no lo dicen:

    Benveniste on the Benveniste affair
    Dr Jacques Benveniste replies to some of the points raised in recent correspondence in a text which is printed (as on a previous occasion) Unchanged except for grammatical reasons.

    "John Maddox (New York Times 28 September) still declares them non-existent, whereas J. Randi now "admits" (Espressor, Lisbon, 1 October) that it is in fact a fraud. A fraud with five laboratories and no results! What on Earth is this mess? Unfortunately, facts are stubborn and
    so are we. The numerous truth-seeking scientists all over the world, some of them prompted by our paper and the obviously biased inquiry, have intellectual and technical means either to understand the error or to establish this new field. There is more to come."

    Interesante es ver como los seudoescépticos han contruido un muñeco de paja en torno a Benveniste mencionando no sus logros, sino a modo de falacia de caricaturización:

    1. El premio IgNobel (que a Benveniste se lo ofrecieron dos veces. Numeroso blogs seudoescépticos afirman y creen que este premio indica o lleva la marca de charlatanería. Sin embargo tal premio no se refiere a eso, de acuerdo a el sitio:

    "The Ig Nobel Prizes honor achievements that first make people laugh, and then make them think. The prizes are intended to celebrate the unusual, honor the imaginative — and spur people's interest in science, medicine, and technology"

    NO dice nada de pseudociencia, ni de charlatanería, ni nada de eso. Entonces ¿por que lo seudoescépticos insisten en que el hecho de que Benveniste se le hayan concedido dos premios de este tipo quiere decir que era un seudocientífico?

    2. Su comentario en High dilutions experiments a delusion:

    "More, I now believe this kind of inquiry must immediately be stopped throughout the world. Salem witchhunts or McCarthy-like prosecutions will kill science. Science flourishes only in freedom. We must not let, at any price, fear,
    blackmail, anonymous accusation, libel and deceit nest in our labs. Our colleagues are overwhelmingly utmost decent people, not criminals. To them, I say: never, but never, let anything like this happen — never let these people get in your lab. The only way definitively to establish conflicting results is to reproduce them. It may be that all of us are wrong in good faith. This is no crime but science as usual and only the future knows."

    Lo interesante de este comentario es que ni la wikipedia en ingles menciona por qué Benveniste dijo eso, solo se concretan el las críticas hacia él:

    http://en.wikipedia.org/wiki/Jacques_Benveniste

    ResponderEliminar
  2. La entrada de Schwarz(uno de los mayores desinformadores) afirma sin pudor que:


    "La homeopatía no tiene principios
    activos como la adrenalina.
    sustancia que salva vidas."

    http://charlatanes.blogspot.mx/2011/12/la-mala-respuesta-de-los-homeopatas.html

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Y qué casualidad, Schwarz usa exactamente los mismos "argumentos" que NCAHF y todos sus propagandistas: la homeopatía viola toda las física y química, la homeopatía es exactamente lo mismo que hace 200 años, etc.

      Y comete el mismo "error" de todos los ya citados: la homeopatía ( así en general y repetido dos veces ) no tiene sustancia activa.

      ¿Conoces por ahí alguna referencia explícita de Schwarz a NCAHF? ¿O todo es referencia doctrinaria pero sin ser claro?

      Eliminar
    2. Las referencias de Schwarz son de segunda mano, en general de esto:

      http://tumbaburros.org/


      Que después se transformo en esto:

      http://blog.tumbaburros.org/

      Tengo entendido que Schwarz no revisa la fuentes originales, sino las ya citadas y las del Círculo Escéptico.

      Adicional:

      La referencia en general, y la original de Dingle es esta:

      http://www.safetyandquality.health.wa.gov.au/docs/mortality_review/inquest_finding/Dingle_Finding.pdf

      Eliminar
  3. Blog magonia, acerca de James Randi
    http://blogs.elcorreo.com/magonia/

    Existe una contradicción en su argumento cuando a Randi le preguntan sobre la homeopatía:

    "Por cierto, ¿la homeopatía funciona?

    -No. Por supuesto que no. Los homeópatas cogen una sustancia, puede ser un veneno muy potente, y mezclan una parte de ella con nueve de agua. Luego, agitan la mezcla; ellos llaman a ese proceso sucusión. Obtienen entonces una dilución de una parte en diez, 1DH. No usan eso. Cogen una parte de esa mezcla, la disuelven en nueve partes de agua y obtienen una dilución 2DH. Y siguen repitiendo el proceso, y el principio activo cada vez está más diluido, hasta que no queda ni una molécula. Si repites la operación veintitrés veces, la posibilidad de que haya en el preparado una molécula de la sustancia original es prácticamente cero, y la mayoría de los productos homeopáticos son diluciones superiores a 30DH. La homeopatía es nada."

    Primero afirma que "la mayoría" de la homeopatía esta mas alla de 30Dh para luego decir que "la homeopatía es nada".

    ResponderEliminar